La muerte del cura (Capítulo 3)

 Escribe: Adolfo Huerta Alemán

antes  que  el  poderoso  César  cayera,  quedaron  vacíos  los  sepulcros,  y   los  amortajados   cadáveres  vagaron  por  las  calles  de  la  ciudad  gimiendo  con  voz  confusa”.

William Shakespeare <<Hamlet>> Ed. Salvat 1969. 

 

En el  transporte  público:

  • ¡Están  matando  sacerdotes! Esto  no  había  ocurrido  nunca  en  nuestra  tranquila  ciudad.
  • ¿Esteremos  ante  el  juicio  final?  Aunque,  se  dice  que  los  padres  que  mataron,  se  lo  merecían,  pues  eran  pederastas.
  • ¿Estás  segura?
  • No,  pero  ¿por  qué  los  matarían?  Algo  debieron  haber  hecho.
  • No  creo,  que  esos  padrecitos  hayan  sido  violadores  de  niños.
  • Mira,  primero  habían  dicho  que  habían  muerto  por  enfermedad,  ahora  nos  salen  que  los  asesinaron  y  no  creo  que  su  muerte  haya  sido  así  como  así.
  • ¿Nos  estarán  ocultando  algo?
  • Pues  el   gobierno  y  la  iglesia  en  más  de  una  ocasión  se  ponen  de  acuerdo,  además  la   iglesia  casi  siempre  ha  estado  del  lado  que  le  conviene,  y  el  gobierno  no  se  diga,  está  peor.
  • ¡Ay  manita  en  éstos  días  en  quién  hay  que  creer!

Estos  asesinatos  me llevan  a  un  callejón  sin  salida,  no  hay  lógica  en  ellos.  Esos  sacerdotes  serían  elegidos  al  azar,  o  tendrían  algún  sentido,  aunque  la  muerte  así  de  esa  manera  carece  de  toda  lógica.  Aunque  de  lo  que  más  estoy  asombrado  es  del  resto  del  clero.

Ahora  que  estoy  entre  las  sotanas,  me  cercioro   que  la  mayoría  del  clero  es  homosexual,  el  equipo  del  obispo  que  se  rodea  llevan  una  vida  muy  libertina  y  de  despilfarro,  en  especial  un  sacerdote  del  consejo,  o  no sé  cómo  le  llaman  ellos,  pero  es  el  que  tiene  más  poder.   Es  de  conocimiento  público  sus  fiestas  gay   y  está  rodeado  de  puros  efebos,  incluso  lo  que  he  descubierto,  es  que  le  lleva  jovencitos  a  las  fiestas  privadas  del  gobernador  y  a  sus  compinches.

Esto  ante  los  ojos  de  los  católicos  conservadores,  no  creo  que  sea  bien  visto.  Aquí  es  donde  no  entiendo  a  la  iglesia  católica,  no  voy  a  misa,  no  me  considero  católico  y  ¿creer  en  Dios?  Pero  estoy  enterado  que  su  discurso  es  homofóbico,   pero  en la  vida  real  sus  sacerdotes  en  su  mayoría  son  homosexuales,  se  contradicen  ellos  mismos,  no  son  honestos.

¿Qué  significará  en  todas  las  escenas  de  los  crímenes  los  cuerpos  tengan  aceite?

Ellos  le  llaman  la  extremaunción,  o  algo así  ¿los  ungieron  antes  de  su  muerte?  Lo  que  si  revelan  las  autopsias,   es  cuando  los   castraron   todavía  estaban  vivos.

¿Será   acaso  un  sacerdote  el  asesino?  O  ¿alguien  que  esté  imitando  a  un sacerdote?

Anda  muy  tenso  el  clero,  algunos  otros  con  miedo  y   otros  no  menos,  muy  cuidadosos.

Tiempo  después,  en  la  terraza  de  la  casa  del  obispo,  últimamente  han  tenido  reuniones  extraordinarias  y  no   oficiales:  su  eminencia  y  el  gobernador.

  • Nosotros  no  tenemos  nada  qué  ver  con  esas  muertes  monseñor.
  • ¿Seguro?
  • Sí,  ahora  no  hemos  metido  la  mano  en  esas  muertes,  si  hubiéramos  sido  nosotros,  habríamos  matado  a  otros  padres,  que  esos  sí,  que  nos  estorban  ¿seguro  que  a  ti  no  te  estaban  estorbando  esos  sacerdotes?
  • No.  Lo  habría  hecho  más   fácil,  los  hubiera  cambiado  de  parroquia,  o  los  hubiera  mandado  a  un  retiro   por  varios  meses,  en  último  caso,  les  hubiera  quitado  el  ministerio  sacerdotal  y  reducirles  a  laicos.
  • Ahora  sí,  que  tendremos  que  investigar  en  serio: ha, ha, ha.
  • Por  cierto ¿cómo  van  las  investigaciones?
  • Ninguna  pista  sobre  el  asesino  o  secta  satánica  puede  ser.  Eso  sí,   monseñor  tienen  bien  checado  a  tu  clero,  parece  que   los  muertitos,  sí  eran  buenos  y  los  que  te  quedan  son  puros  vividores  y  homosexuales,  pero  bueno,  esto  te  tiene  sin  cuidado,  pues  los  verdaderos  hombres  como  nosotros  de  poder,  solamente  somos  dignos  de  ser  amados  por  otro  hombre,  los  jodidos   nunca  van  entender  eso.
  • En  estos  días  me  está  invadiendo  el  terror,  creo  que  ahora  sí  que  debemos  de  preocuparnos.
  • ¿Preocuparnos?

“Todas  sus  puertas  desoladas,  sus  sacerdotes  gimiendo,  afligidas  sus  vírgenes ¡Y  ella  misma  en  amargura!”.

      A.T. Libro  de  las  Lamentaciones 1, 4 -.

A  estas  alturas  el  obispo  estará   un  poco  nervioso,  las  muertes  comenzaron  a  sembrar  lo  que  esperaba,  tal  vez  es  hora  de  darle  una  visitada  a  su  eminencia,  por  lo  pronto  sigo  disfrutando  el  placer  que  me  da  ésta  pieza: Duettino  Sull’ Aria Le  Nozze  di  Figaro.

Se  le  ve  como  ser  humano  libre  y  sin  remordimientos,  echado  en  su  sofá  reclinatorio,  se  va  perdiendo  en  esa  bella  pieza  de  ópera.

Continuará. . .

“La  locura  es  como  una  manifestación  en  la  humanidad,  de  un  elemento  oscuro  y  acuático,  sombrío  desorden,  es  el  caos  en  movimiento”.

Michel Foucault <<Historia  de  la  locura  en  la  época  clásica>> Ed. FCE. 2002.

Facebook  Adolfo  Huerta  Alemán

gofoman@hotmail.com

@GofoAutor

Anuncios

Te necesito

 Escribe: Adolfo Huerta Alemán 

fotografía de Miguel Ángel Reyna Flores

fotografía de Miguel Ángel Reyna Flores

.

“Te  quiero  porque  tus  manos

trabajan  por  la  justicia. . .

te  quiero  porque  tu  boca

sabe  gritar   rebeldía”.

<<Del  gran  Mario  Benedetti: poeta  uruguayo  1920 – 2009>>

 

Las  y  los  casi  cuarentones  no  vivimos  aquel 1968,  además  mucha  gente  ni  siquiera  se  dio  cuenta de  esos  sucesos  que  marcaron  aquella  generación,  que  enlutaron  al  D.F.  y sus  alrededores a los  que  pudieron  estar  informados  de  aquel   atardecer  del  2 de octubre  en  la   plaza  de  las  tres  culturas  de  Tlatelolco.

Hoy,  la  lista  no  es  cuantificable,  no  se  sabe  a  ciencia  cierta.  La  mentira  y  la  simulación  reina en  nuestras  instituciones  y  no  se  diga  en  los  medios  de comunicación.

¿Cómo  llamar  a nuestro  gobierno? ¿Narcogobierno? ¿Estado Fallido? Lo  que  sí  se  vive  a  diario  hoy  en  día es  el  engaño,  la  simulación. Varias  versiones  de las  mentiras  hasta  que  se  convierta  en  una  verdad  del  canal  de  las  estrellas.

Aparecen   más  jóvenes  sin  rostro  tirados  como  si  la  vida  aquí  en  México  no  tuviera  valor  alguno,  el  mensaje  es  claro: terror,  no  se  junten,  no  marchen,  no  reclamen, no hagas nada que despierte conciencias.

No  sabemos  ya  la  cantidad  exacta  de  las  desapariciones  forzadas,  de feminicidios,  de  masacres,  de   víctimas  de  la  trata  de  blancas.  La  lista  es  larga,  sólo  por  mencionar  algunas. Estos  crímenes  son  los   más  dolorosos  y  los  más  horrendos,  pero  está  la  otra  manera  de  matar  poco  a  poco,   despacio,  apenas  sin darnos  cuenta  de  una  muerte  lenta  y   anestesiada, como  lo son las  megadeudas  estatales,  las  pensiones,  la   seguridad  social paupérrima,  más  impuestos  a  las  y  a  los  que  si  trabajan,  retenes  en contra  de la  ciudadanía,  cada  semana  todo  sube  de  precio  poco  a  poco,  los  asaltos  a  casa habitación,  el  robo  de  autos,  leyes  que  restringen   la  libre  expresión,  la  enajenación  de la  gente  ante  las  televisoras  y  sus  lacayos  regionales,  la  no  trasparencia  en  los  manejos  de  los  recursos  públicos  y  la  corrupción  la  madre  de  todos  éstos  males  que  son  el  pan  de  cada  día,  desde  el  momento  en  que  disfrazamos  nuestras  faltas  como  ciudadanos “dame chanza  y  te  doy  para  el  refresco”.

Por  allí  he  escuchado  en  estos  últimos  días ¡No  queremos  otro  68!” empero,  hoy  tenemos  un “43” por citar  una  gota  que  derramó  el  vaso  del  hartazgo  y  puso  de  manifiesto  las  cloacas  de la  podredumbre  que  se  vive  en  México.  Es  como  si  viviéramos   lo  que  vivió  toda  Latinoamérica  en  las  décadas  de  los  años  60’s  y  70’s.

Siempre  me  imaginé   que  voy   en  una  marcha  con  los  estudiantes  del 68.  De  dos  décadas  actuales  para  atrás,  ese   sueño  se  ha  hecho  realidad,  hemos  estado  tratando  de  concientizar  a  nuestra   gente  desde la  década  de  los 90’s.    Y  cuando  todo  parecía  perdido,  nos  llegó  un   grito  desde  el  sur  del  país,  Chiapas.  Esto  nos  llevó  a asumir  nuestra  responsabilidad  histórica  y  buscar   la  solución  a  nuestros  problemas  regionales,  sin  descuidar  aquella  realidad  que  a   todas  y  a  todos  nos  alcanza  en  algún  momento  de  nuestra  existencia,  y  que  nos  llama  a  tomar  una  decisión  ética.

En  estos  momentos  ser  parte  de  una  marcha,  de  un  colectivo  o  de  un  grupo  de  personas  que  se  junten  para  la  platicar  la  realidad  que  vivimos es  muy  importante,  pues  de  esas  marchas  y  tertulias  donde  tratamos  de  arreglar  nuestro  mundo,  es  donde   surgen   las  ideas   y  las  acciones   para  tomar  una  actitud  ética  para   transformar  nuestro  entorno.  No  te  desanimes  si  son  dos o tres  personas;  conozco  un  amigo  de hace más  de dos mil años,  que  ha  hecho  un  gran  desmadre  por  liberarnos,  lo  hizo  con  doce  “compas”, nada  más, y  esa  liberación  todavía  está  por  verse.

En  estos  momentos,  salir  a  las  calles  es  gritar   que  tenemos  que  volver  a ser  seres humanos,  volver  a  sensibilizarnos,  pues  ante  tanta  enajenación  y  manipulación  hemos  olvidado  ser  nosotros  mismos.

Cuando  vamos  a  la  plaza  pública  con  el  otro,  nos  complementamos,  nos  damos  cuenta  que  no  estamos  solos  en  esta  lucha,   que  estamos  llamadas  y  llamados  a  resistir,   que  está   prohibido  olvidar.  eEs  darnos  fuerzas  unos  a  otros,  ese  saludo  efusivo   con  la  palmada  en  la  espalda  es  de  ánimos  y  de  consuelo  para  renovar   nuestras   fuerzas    y  seguir  en  pie  de  lucha.

¡No  tengas  miedo!  Desde  tu  persona  puedes  contagiar  a  tu  entorno,  a  las  y  a  los  que  están  a  tu  alrededor.

Puedes  poner  un  signo  en  tu  casa,  que  no  estás  de  acuerdo   con lo  que  pasa  en  México.

Seguir   compartiendo  información   en   tus  redes  sociales,  en  la  sobremesa  de  los  domingos,  en  tus  reuniones  familiares  y  con  amigos.

Apaga  la  televisión,  o  cuando  menos   ve  programas  o  canales  que  realmente  te  ayuden  a  trascender,   no  dejes  de  darle  una  rato  a la  lectura.

Busca   añadirte  algún  colectivo  que  trabaje  por  tu  colonia,  por  la  escuela  de  tus  hijos,  por  personas  vulnerables,  en  tu  iglesia  local,   elige   hacer  algo  ¡No   puedes  quedarte   con  los  brazos  cruzados!  No  hagas  de  tu  existencia  una  vida  inútil  y  manipulable  para  aquellos  que  les  conviene  que  sigas   enajenando  viendo  tu  televisor.

Organicemos  asambleas  de  barrio  en tu  colonia, con  tus  vecinos,  para  reforzar  nuestra   capacidad  de  escucha  y  de  comunicación,  para  formar  eslabones  ciudadanos,  superemos  nuestros  egos  y  partidismos  ideológicos,  políticos  y  religiosos.

¡A partir  de  hoy  desconozco!   Este  Estado Fallido  en  sus  3  niveles: municipal, estatal  y  federal,  que  ha  pasado  a ser  un  Narcogobierno asesino:  de  estudiantes  y  jóvenes,  de  comunidades  indígenas,  de  desaparecer  y  perseguir  a  radios comunitarias,  de  aniquilar  a  líderes  sociales  y  comunitarios, de  asesinar  poco  a  poco  a  la  familia  mexicana  con  sus  megadeudas estatales:  más  impuestos  en  que  cada  reforma  fiscal  y  laboral  dejan  desprotegida  a  la  clase  trabajadora.  De  seguir  engordando  a  sus  partidos  políticos  y  a la clase  política  engendrada  por  éstos  mismos.

Si  gritamos  en  las  redes sociales, en las marchas “¡No  más  68’s!”  entonces  actuemos,  hoy   más  que  nunca,  tenemos  la  gran  oportunidad  de  cambiar  nuestra  Historia.

“Si  te  quiero  es  porque  sos

mi  amor  mi  cómplice  y  todo

y  en  la  calle  codo  a  codo

somos  mucho  más  que  dos”.

<<Del  gran  Mario  Benedetti>>            

Facebook  Adolfo  Huerta  Alemán

gofoman@hotmail.com

Twitter  @GofoAutor

Es tiempo de cambiar

Escribe: Adolfo Huerta Alemán

 

imagen de artistasdelatierra.com

imagen de artistasdelatierra.com

 .

“Les  pido  que  acepten  la  responsabilidad  de  construir  un   equipo  y  reconocer  que  tienen  una  gran  potencia  para  construir  el  país  que  desean”.
<<Julián  Lebarón en: el  México  indignado,  coordinadores Ricardo Raphael  y  Antonio Cervantes>> Ed. DESTiNO 2011.

 .

En  México  parece  que  día  con  día  se  quiere  imponer “el  mundo  del  revés”  o nos  quieren  hacer  creer  esto:  donde  los  políticos  corruptos  junto  con sus  partidos   son  intocables  y  no  son  cuestionados  por  su  enriquecimiento  ilícito  a  cuestas  de  los   impuestos  de  la  gente  que  de  verdad  trabaja.

Nuestros  políticos  se  han  ido  formando  una  aureola  que  los  protege,  ejemplos  nos  sobran  en  nuestro  país:  la  tragedia  de la  guardería  en  Sonora;  Atenco;  Oaxaca;  el  Moreirazo  en  Coahuila, ningún  político  que  participo  en  estos  genocidios  han  sido  castigados  o  llamados  a  dar  cuentas  de  sus  acciones  torcidas.

Donde  el  narcotraficante  es  ensalzado  cual  si  fuera  un  papa  de  la  beatificación  de la  violencia   absurda,  acompañada  de  corridos  estúpidos,  a  coro  por  sus  seguidores  que  se  creen   sus  compinches.

El  actor – actriz   productos  manufacturados  de  las  televisoras  a  su  antojo   y  placer,   es  el  portavoz  de  lo  que  tienen  que  hacer  las  y  los  mexicanos.

Los  medios   de  comunicación  van  creando  más “jaulas  mentales”  de las  cuales  sirven  para  masificar  el  intento  de pensar,  o  peor  aún,   acabar   con  la  capacidad  de  pensar  de  la  gente.

Ahora,  resulta  que  los  verdaderos  héroes  son  los  futbolistas  y  el  futbol  es  un  pretexto  más,  para  alimentar  nuestra  irresponsabilidad.

Habrá   brotes   de  un   verdadero   protagonismo  por  parte  de  algunas  y  algunos  ciudadanos,  donde  no  hay  otra  motivación  que  la  de  servir  honestamente  a  su  sociedad.

Sin  embargo,  la  y  el  ciudadano  que  se  atreva  a  participar  más  allá  de  su  conformismo  y   letargo,   será  cuestionado  hasta  sus  últimos  rincones  de  su  vida,  por  lo tanto,  será  perseguido  y   criminalizado  hasta  el  hartazgo.

Le  impondrán  candados  y  más  leyes  absurdas  para  desanimar  su  participación  para algún  cargo  público,  el  cual  los   que  están  actualmente  no  se  lo  merecen,  ni  tampoco  lo  usan  para  nuestro  bien  común.

No  digo,  que  no se  le  cuestione  y  se  le  revise,  pero,  que  no  debemos  de  tener  la  misma  actitud  frente  a  nuestros  servidores  públicos,  ante  los  partidos  políticos,  en  nuestras  iglesias,  parece  ser  que  nos  hemos  acostumbrado  a  no  decirles  nada  a  estos  que  están  frente  a  nuestra  instituciones,  sean  gubernamentales  o   eclesiales.

La  justicia  se  exige  para  todas  y  todos,  que  realmente  pase  por  el  filtro  de la  transparencia,  no  nada más  hacia  alguien  que  pretenda  algún  cargo  público  y  que  éste,  por  no  pertenecer  a  alguna  institución  o  plataforma  oficial,  le  caiga  todo  el  peso  de la “ley”.

Sus  discursos  son   los  mismos,  que  ellos (los  partidos  políticos) son  los  que  mejor  pueden  llevar  a cabo  la “democracia”,  ahora  ellos  son  los  paladines  de la  transparencia,  de  los  que  van  a  crear  leyes  que  estén  a  nuestro  favor ¿será?

No  caigamos  en las  trampas  de  los  que  ostentan  el   poder,  así  como  se  exige  transparencia  a  cualquiera  de  nosotros,  también  estamos  llamados  a  exigirla  a  nuestros   gobernantes.

Para  eso  es  necesario  y  es  una  tarea  esencial  hoy  en  día,  no  dejar  de  micro-organizarnos,  no  desanimarnos  si  somos  2  o  3,  no  dejemos  de  perseverar, esto  es  una  lucha  de  seguir  hasta  donde  podamos.

No  tener  miedo  de  derrumbarles  sus  farsas  a  nuestras  autoridades,  de  quitarles  el  fuero  que  los  protege  de  sus  corruptelas,  de  confrontarles  cara  a  cara ¡No  tenemos  por qué  tener  miedo  frente  a  quienes  nos  tienen  así!

¿Por  qué  hemos  llegado  a  ésta  situación  y  no  hacemos  nada? ¿Qué  nos  falta  para  actuar?

Quien  alimenta  mí  esperanza  eres  tú  lectora  y  lector,  y  pensar  que  puedo  soñar,  en  que  uno  a  una   seremos  más,  las   y  los  que  nos  sumamos  a  provocar  ese  cambio  que  necesita  nuestro  México,  nuestro  estado,  nuestra  ciudad,  nuestro  entorno  y  nuestro  momento  histórico.

“y  otra  vez  levanté  la  voz  y  acudieron  a  mí  quienes  debieron  llegar  al  encuentro  de la  aventura  para  cambiar  al  mundo”.

<<Lydia  Cacho  en: el  México  indignado>>

Facebook  Adolfo  Huerta  Alemán

gofoman@hotmail.com

Twitter @GofoAutor

 

Sor Gofina

Escribe: Adolfo Huerta Alemán

.

"Sor Gofina"

“Sor Gofina”

.

“Lo  importante  es  conseguir  que  el  niño (a)  olvide  lo  que  es, 
para  que  se  vuelva  lo  que  tú  quieras  que  sea”.
Prem Dayal de su libro <<¡Me  vale  madres! Mantras mexicanos para la liberación del espíritu>> Editorial  Grijalbo 11ª Reimpresión 2013.

 .

Nacida un 27 de septiembre  del año de 1976, en Saltillo Coahuila;  proveniente  de  una  familia ultraconservadora  y  tradicionalista.

Sus   fieles  seguidoras  comparten  que   fue  formada  por  los  Millonarios  de  Cristo (una congregación  de  reciente  nacimiento  del  siglo  XX proveniente de MissMex),  bajo  la  óptica  estrictamente  cerrada   y  dogmática.

En  junio  del  año  2013,  el  sector  conservador  de  Saltillo,  comienza  su  proclamación  de  su  beatificación,  estando  aún  ella  viva  hasta  el  día  de  hoy,  su  fama  de  santa,  comenzó  a  recorrer  por  toda  la  ciudad.

Comenzaron  a  crecer  sus  seguidoras  y   seguidores,  estos  comenzaron  a  difundir  su  mensaje  por  todas  las  plazas   y  calles.

Fue   cuando  Sor Gofina,  se  anima  abrir  una  congregación:  que  se  hace  llamar <<Las  Persignadas  de  las  rodillas  ensangrentadas>>.

Visión 1 (fragmentos).

Tuve  una  visión  y  me  preocupa en demasía,  pues  me  he  enterado  por  algunas  de  ustedes, que  anda  por  allí  un  pseudosacerdote  que  lo  apodan  el  “Padre Gofo”,  que  viste  de  negro  y  escucha  rock,  otras  barbaridades  y  herejías  que  no  quiero  nombrar,  pues  me  dan  nauseas.

Les  comparto  que  en  la  visión  divina  hijitas  e  hijitos  me  dice  que  les  advierta,  que  no  le  hagan  caso,  pues  él,  es  el  mismísimo  Lucifer.

Además  de  que  el  pseudocurita  no  sabe  usar  las  <<Redes  Sociales>>,  como  ustedes   saben  mis  fervientes  seguidoras,   él  crítica  mucho  a  una  santa  familia,  que  en  los   últimos  10 años  ha  mantenido  el  poder  aquí  en  nuestra  entidad  norteña.

Esta  santa  familia  son  nuestros  más  preciados  benefactores  y  bienhechores,  además  de  que  son  muy   honestos  y  ayudan  mucho  a  la  gente.

Hace  poco  nos  construyeron    nuestro  gran  y  santo  convento;  el  cual  tiene  más  de  100  habitaciones,  que  arropan  a  nuestras   novicias,  que  serán  las  futuras  gofianas.

Ya  he  enviado  una  carta  a  nuestro  Prelado,  para   proclamar  la   beatificación  de  uno  de  ellos,  pues   fue   gobernador  y  demostró  a  flor  de  piel  su  santidad  y  transparencia,  me  llena  de  gozo  y  paz  saber  que  será  proclamado  como  el <<Santo  y  protector  de  los  Políticos>>.  No  olvidemos  que  él  bailaba  como  el  Rey  David.

Se  de  buena  fuente  que  también  el  pseudocurita  escribe,  bueno,  si  a  eso  le  podemos  llamar  escritura:  hijitas  e  hijitos,  no  lean  sus  escritos,   pues  abrirán  sus  ojos  como  Adán  y  Eva  y  serán   condenados  y  vivirán  la  misma  suerte.  Toda  y  todo  aquel  que  lean  sus  publicaciones  serán  reos  de  excomunión.

No  se  les  olvide  que   ustedes  cuando llegaron  al  mundo,  nacieron  siendo  oro,  y  Yo  y  los  demás (Profesores,   políticos  y  sacerdotes)  nos  encargamos  de  convertirlos  en  plomo.

Nuestra  misión  es  convertirlos  de  bellas  personas  libres   y   creativas,  en  fenómenos   de  circo  como  animalitos  dóciles,  para  manejarlos  a  nuestro  antojo  y  hacer  de  todas  y   todos  ustedes  lo  que  queramos,  para  mantenernos en el poder  hasta  el  día  de  hoy.

No  olviden  que  no  hay  mayor  virtud  que  la  obedecer  sin  cuestionar;  creer  sin  pensar   y  actuar  como   zombies  bajo  nuestras  leyes   y  mandamientos.

No  olvido  como  en  la  visión  vi   al  pseudocurita,  se  rostizaba   como  carnitas  al  <<estilo  Michoacán>>,  en  el  mismo  infierno   y  escuchaba  sus   gritos  donde  me  pedía  piedad,  todavía  resuena  en  mí  interior  sus  gritos: “¡no  dejen  de  pedir  por  mí  con  sus  rezos  y  ruegos,  sálvame  Sor Gofinaaa!”.

Que  quede  en  su  memoria,  eso  les  pasará  a las  y  a los  que  se  salgan  de  nuestro  redil,  a  los  que  rompan  nuestros  mapas  conceptuales  y  esquemas;  a  los  que  se  atrevan   a  pensar  por  sí mismos;  a  los  que  sean  ellos  mismos;  a  los  que  cuestionen  nuestras  tradiciones  y  enseñanzas  que  hemos  enseñado  por  los  siglos  de  los  siglos,  en  fin,  a los  que  enseñen  a  pensar libremente.

A  continuación  les  comparto  lo  que  la  visión   divina  me  dejó   como  un  plan  de  vida  para  todas   y  todos  ustedes,  serían  así   como  nuestras  normas  y  mandamientos  para  ser  felices  y  ser  parte  de  nuestra  gran  congregación:

–          No  pienses.

–          No  leas.

–          No  escuches  música.

–          No  critiques,  ni  alces  la  voz  para  proclamar  justicia.

–          No  denuncies  la  complicidad  y  el  secretismo.

–          No  te  organices,  ni  vayas  a  manifestaciones.

–          Mantén  tu  autoestima  baja,  vive  bajo  supersticiones  y  miedos.

–          A  todo  di  que  sí, de  lo  que  venga  de  papá gobierno  y  de  mamá iglesia,  con  la  ayuda  de  nuestra  mejor  adiestradora  que  es  nuestra  educación.

–          No  escuches,  no  hables,  no  pienses,  no  actúes  por  ti  mismo.

Si  hacen  esto,  serán  parte  de  mi  congregación  y  serán  muy  felices.  Mejor  sigue  viendo   televisión,  periódicos  de  chismes,  sigue  de  indiferente  y  pasivo  como  hasta  el  día  de  hoy  lo  haz  hecho  y  te  aseguro,  que  serás  parte  de  mí  reino  de  tu  más   humilde  servidora  Sor Gofina.  Amén.

“Los  verdaderos  místicos  van  siempre  contra  tendencia;  son  siempre  críticos  hacia  la  sociedad”.

Prem Dayal <<¡Me vale madres! Mantras mexicanos para la liberación de espíritu>> Ed. Grijalbo 11ª Reimpresión 2013.

 

Facebook  Adolfo  Huerta  Alemán.

gofoman@hotmail.com

Twitter  @GofoAutor  

La exiliada de México

Escribe: Luis A. Zavala Díaz

.

Yakiri

.

Hace un tiempo un abogado amigo me platicó una anécdota en un juzgado, resulta que caminando por los pasillos del Juzgado uno de los Jueces de lo Familiar salió platicando con mi amigo y se toparon con una figura de la Justicia en el Lobby del Centro de Justicia, esta figura de una esbelta mujer con los ojos vendados y una espada en la mano derecha y una balanza en la mano izquierda, ambos abogados continuando con su plática se quedaron admirando la figura, y concentrándose en la balanza de la Justicia Imparcial, el Juez sacó una moneda de un peso y la colocó en una de los platos de la balanza haciendo que ésta se moviera por el peso y continuó comentando que la Justicia con dinero ya no es tan imparcial.

Es una realidad en México de demasiada trascendencia, hace unos días sale libre Yakiri Rubio, una joven acusada de Homicidio por haber terminado con la vida de su secuestrador y violador en defensa propia, sale en libertad bajo una fianza de casi medio millón de pesos al haberle cambiado el tipo de delito de Homicidio a Excesiva Legítima Defensa, sigue siendo delito.

De haberle tipificado como Legítima Defensa no habría delito que perseguir, pero como se trata de una mujer, y además una mujer con pocos recursos económicos, es más fácil para la justicia mexicana sacar un provecho económico, tal como aquel Juez lo infirió al poner la moneda en la balanza.

Si ha sido algún político famoso por sus desmanes y playboy, en cuya fiesta fallece una chica extranjera al caer de su departamento o si ha sido un ex gobernador vinculado con el crimen organizado, a nivel de casarse con la hija de uno de los capos; o si ha sido un gobernador en turno intercambiando niños para favores sexuales y torturando a la reportera que lo denunció, Yakiri hubiera salido totalmente exonerada de todos los cargos, pero estamos en México, el lugar donde es tradición que mientras se les esté pagando a los Bancos, se reconocerá la deuda más ilegal y el robo más descarado, así se evita una crisis financiera, aunque tres o cuatro generaciones paguen lo que solo una familia disfruta.

Lo peor de toda esta situación es que no sé qué esperamos para reaccionar y forzar a las Instituciones de Justicia que sean Imparciales y Legales, expeditos e inmediatos; qué esperamos para forzar a los políticos a representar los intereses de los ciudadanos, no solo de su partido o de su grupo de empresarios.

¿Qué esperamos para aplicar la Equidad que tanto se ha pregonado en discursos y publicidad pagada en los Medios de Publicidad, digo de Comunicación?

Lo cierto es que ya no podemos ser indiferentes ante esta situación, no basta con decir, yo trabajo y con eso hago suficiente por mi país, la situación es crítica, hay quienes sugieren que la única solución podría ser un meteorito que arrase con nuestra sociedad, pero hay que poner un poco más de lo que hemos hecho, solo un poco más.

No se requieren más leyes, no se requiere inventar figuras jurídicas para proteger a los grupos vulnerables, sino todo lo contrario, se requiere acatar la Ley con Justicia, en el más amplio sentido de la palabra, dejando los intereses económicos a un lado, algo que pareciera imposible, pero me gusta soñar con lo imposible, prefiero soñar y esperar que la Exiliada, volverá a México.

Letra de la canción de Mexicanto “La exiliada” 

Luis A. Zavala
Ciudadanos Por Coahuila
@luzavalad

 

Eterno Retorno al Fracaso

 Escrito por: Adolfo Huerta Alemán 

 

 

“Lo  que  de  los  hombres  se  dice,  verdadero  o  falso,  ocupa  tanto  lugar  en  su  destino,  y  sobre  todo  en  su  vida,  como  lo  que  hacen”.

Los  Miserables  de  Víctor  Hugo.  Ed.  PORRúA 2002.  

 

¿Quién  es el  principal  culpable de la deuda de Coahuila?¿Dónde  está  la  esperanza? ¿Cuándo  se  formó  nuestra  clase  política y  olvidó  para  lo  que  fueron  elegidos? ¿Por qué  nuestras  Iglesias  siguen  formando  cristianos – católicos  sumisos  e  ignorantes? ¿Será  nuestra  actitud  de  derrota  que  arrastramos  desde  tiempos  memorables?

Festejamos  que  nuestra  selección  mexicana  de  futbol  se  haya  quedado  en  el  camino  de  un  campeonato  y  los  recibimos  como  héroes;  nos  alegramos  casi  siempre  por  ser  el  segundo  lugar  en  cualquier  competencia,  o  cuando  menos  por  haber  sido  calificados,  menos  mal  se  dice  por  allí.

Nos  sentimos  violados  y  ultrajados  desde  la  Conquista,  trauma  histórico  que  parece  ser  que  no  superamos.

Será  el  pesimismo  nuestro  peor  enemigo  y   lo  tenemos  en  casa.  Ese  pesimismo  que  se  ve  muy  bien  reflejado  en  nuestro  folclor  mexicanísimo   como  en  nuestras  canciones  rancheras  como las  de  José  Alfredo  Jiménez;  en  nuestras  películas   plasman  muy  bien  esa  actitud  de  derrota  ante  la  existencia  mexicana  que  nos pesa  y   no  queremos  cargar.

Vivimos  obsesionados  con  el  fracaso, desde  antes  de  comenzar  una  lucha:”para  qué  hacemos  una  marcha  por  la  paz,  sino  se  va  a  arreglar  nada” “ya  ves,  por  eso  hay  que  seguir  votando  por  el  PRI” “Con  Humberto Moreira  estábamos  mejor,  por  eso  debería  de  haber  gobernado  otros  seis  años,  lo  bueno  que   nos  dejó  su  hermano”.

Hasta  la  fecha  somos  víctimas  de  nuestro  propio  pesimismo,   nos  gusta  el  drama  y  hacemos  una  telenovela  trillada  nuestra  propia  existencia   y   presumimos  de  nuestras  derrotas.   Estamos  imbuidos  y  no  somos  capaces  de  salir  del  eterno  desencanto  de  nuestra  mediocre   existencia.

Según  nosotros  nos  sentimos  a gusto  en  nuestro  pesimismo,  ante  la  realidad  que  se  desvela  cada  día  en   nuestra  Historia.

¿Cuántos  son partidarios  de  que  la  corrupción   no  se  puede  quitar  de  nuestra  política,  de  nuestras  relaciones  personales,  de  cada  uno  de  nosotros? ¿Cuántos  son  los  que  piensan  que  la   sociedad  no   puede  ser  movilizada  y  activada? ¿Cuántos  son  los  que  piensan  que  no  vamos  a  lograr  nada,  por  seguir  pidiendo  justicia  y  transparencia  ante  la  deuda  de  Coahuila?

Tal  vez,  sea  mejor  seguir  simulando que no pasa nada para  seguir  maquillando  nuestras  instituciones  gubernamentales,  nuestra  educación,  nuestras  Iglesias,  nuestra  realidad,  en  lugar  de  asumir  nuestro  compromiso    con  nuestro    México  y  provocar  un  real  cambio   profundo,  desde  cada  uno – una  de  nosotros.   Es  más  cómodo  optar  por  ser  espectadores  de  nuestra  propias  derrotas,  que ser  protagonistas  y  arquitectos  nuestro  propio  destino.

Ha  llegado  la  hora  de  asumir  nuestro  protagonismo  histórico:  México  requiere  construir   un  verdadero  y  real   rescate  social  de  nuestra   situación.

Tenemos  que  impulsar  el   diálogo  entre  nuestras  diferencias,  para  lograr   un  acuerdo  factible  y  que  pueden  encontrarse  poderosas  conciencias  que  ya  estamos  en  la  lucha,   para  que  seamos  cada  día  más,   lo  que  creemos  en  nuestra  capacidad   creativa  de   crear  caminos  que  nos  lleven  a  una  mejor  sociedad  y  lleguemos  a   una   real   vivencia  de  la  justicia  y  dignidad.

La  crisis  que  hoy  enfrentamos  en  Coahuila  y  en  todo  nuestro  país,  es  una  oportunidad  para  replantearnos  el   rumbo  que  queremos  darle  a  nuestra   Historia.

Estamos  en  el  momento  histórico   adecuado  para  reformular  el  modelo  de  desarrollo  que   requerimos,  y  de  exigirles a los que nos gobiernan; ¡Ya  basta!  de  sus  abusos  y  de  seguir  manteniendo  su  status quo  y  no  trabajar  por  el   bien  de  nuestra  sociedad.

Necesitamos  un   cambio  de  actitud,  de  hacer  a  un lado  de  una  vez  por  todas,  la  actitud   fatalista  de  derrota  que  siempre  usamos  como  concha, para  justificar  nuestra  mediocridad.

Tenemos  la  obligación   histórica   de  exigirle   al   Estado,  rescate   su   vocación   social  y  de  justicia.

Tenemos  que  superar  las   desigualdades  sociales,  que  van  más  allá  de  lo  económico.

No  podemos  avanzar  con  nuevos  dogmas   y  actitudes  represoras  por  parte  del  gobierno  y  de  las  Iglesias;  la  represión  tiene  muchos  rostros  a  lo  largo  de la   Historia,  y  hoy  en  día  es  más   sutil,  como  lo  recuerda  Michel  Foucault.    Las   viejas  tradiciones  de  las  instituciones (gubernamentales – educación – religiosas)  ya  están   totalmente   rebasadas.   Necesitamos  ser  más  honestos  frente  a  nuestras  instituciones  y  que  ellas  también,  lo  sean  para  con  nosotros,   es  una   urgencia  poner  los temas  en  la  mesa  y  tomar  definiciones  –  decisiones  para  llevarlas  a  cabo.

Estamos  frente  a  un  Estado  débil,  las  dependencias  gubernamentales  burocráticas,  ante  Iglesias  que  son   prostitutas  del  poder  y  no  por  el  amor  a  la  mujer – hombre,  menos   por  la  Verdad  que  nos  hará  libres.   Es  una   urgencia    que  desde  la  sociedad,  desde  el  Estado,  desde  los   partidos  políticos,  agrupaciones  civiles,  desde  los  medios,  desde  la  academia,  desde  las   Iglesias, se  coloque  la  cuestión  social  como  centro  de  deliberación  pública,  como  se  ha   puesto   en  la  aspiración  democrática.

No  se  puede  resolver  la  cuestión  social  sólo  por   la   vía  del  crecimiento  entendido  en  la  pura  lógica   neoliberal.

La  desigual   distribución   del  ingreso,  es  un  obstáculo,  se  debe  de  crecer  distribuyendo  con  justicia  en  cada  entidad,  para  ser  efectivo  el  desarrollo  por  una  verdadera  justicia  social.

No   podemos  seguir  diciendo  que   queremos  sacar  de la  ignorancia,  de  la  apatía,  de  la  pobreza  a  los  marginados,  si  sólo   transferimos   recursos  económicos    para  una  raquítica  subsistencia.

Las  y   los   ciudadanos  y   todos  los  interesados   deben  de   opinar  y  actuar,  en  el  destino  del  gasto   público,   para  que  sea  un   verdadero   instrumento   fundamental   del  desarrollo  y  debatir,  y  esto  es  debatir   el   futuro  del  país.

Urge  recuperar  el  sentido  mayor  de  la  solidaridad   social,  al  país  y  al  estado  de  Coahuila  le  vendría  muy  bien   comenzar  a  saldar  la  deuda  y  renunciar  a  la  idea  de  los  que  estamos  buscando  justicia,  sea  una  venganza  por  parte  de  nosotros.

Que la  educación  realmente    promueva   el  desarrollo  humano  en  toda  su  plenitud,  que  realmente    proporcione   bases  para  actuar  con  autonomía,  y  empodere   a  la  población,  especialmente  a  los  más  pobres,  a  los  más  débiles,  a  los  más  vulnerables,  para  reducir  la  ignorancia  y   erigir  habilidades   para  provocar  y  despertar  la  creatividad  de  cada  uno  de  nosotros,  para  lograr  una   política  de  alto  nivel  y  sea  instrumento    para  el  desarrollo  que  necesita  nuestro  país.

Que  la  juventud   tenga  modelos    que  desarrollen    su   creatividad,  sus   habilidades  y  competencias.

Recuperar   el  equilibrio    económico   y   no  olvidar  que  la  economía   es  para  el  hombre  y  no  el  hombre  para  el   neoliberalismo.

Construir  una  nueva  cultura  en  nuestras  relaciones  con  la  sociedad   y  con  la  naturaleza,  sólo  así  se  podrá   construir  un  desarrollo  sustentable  y  que  vaya  a  tener  futuro.

Lograr  una  verdadera   equidad  de  género,  reconocemos  algunas  conquistas,  pero  reconozcamos    el   hecho  de  que  el  cambio  en  las  leyes,  no  implica   necesariamente  el  cambio  de  mentalidad  en  las  y  los  mexicanos,  ni  el  uso  de sus  costumbres.

Un  reto  más,  tenemos  la  tarea  que  a  través   de  la  cultura,  realmente  ocupe  el  espacio   público,   para  regenerar  el  tejido  social.

Vivir  libremente  nuestra  sexualidad,  para  llegar  a  la  plenitud  de  una  sexualidad  responsable,  para  que  su  fin  no  sea  nada  más  para  la  procreación,  sino  que  nos  lleve  a  la  libertad  de  nuestro  erotismo  y  placer  de  nuestra  sexualidad.

Que   la   justicia  sea  eficaz  y  ágil,  para  que  la  corrupción  y  la  impunidad  sean   erradicadas  de  nuestra  instituciones   y  de nuestras  relaciones  humanas,  para  lograr  la  plena  garantía   de  los   derechos  humanos   y  con  ello,  reales  procesos  plenos  de  desarrollo.

“¿Qué  persigue?  Va  tras  su  catástrofe:  quiere  volver   a   ser  sol,  volver  al  centro  de  la   vida  de  donde  un  día – ¿en  la  Conquista  o  en  la  Independencia? – fue  desprendido.  Nuestra  soledad  tiene  las  mismas  raíces  que  el  sentimiento  religioso”.

El  Laberinto  de  la  Soledad  de  Octavio  Paz.  Ed.  FCE  1996.

@GofoAutor

gofo_04@hotmail.com

Facebook   Adolfo  Huerta  Aleman.