Política perversa

Autor: Carlos Moreno

.
Uno es el hombre-lo han llamado hombre-
que lo ve todo abierto, y calla y entra.
Jaime Sabines
 
.

Decir “político mentiroso” es un pleonasmo, es una tautología, es una reiteración innecesaria. Desde que existe la figura del político, en la representación mental de nosotros los mortales aparece el político como un sujeto ruin, adulador, mentiroso, fantoche, convenenciero, maquiavélico, draconiano, perverso y demás epítetos que se acumulen durante la semana.

La política deja mucho dinero, como bien lo dijo un político: “un político pobre es un pobre político”. Si en verdad los políticos quisieran hacer “el bien” mejor que se alíen con cualquier denominación religiosa, que se hagan altruistas, filántropos, pero que no nos vengan con el cuento de “todo lo que hago lo hago por ti”.

Lo que busca el sujeto venido a político es el poder y el dinero y lo que ello representa, sus beneficios sin saber que con ello se está haciendo acreedor a sus maleficios, no hay político con “buenos sentimientos” es una contradicción. Todo político busca “el bien para la familia” pero la de él, y muchas veces esa familia incluye a la queris, a los amigotes, los compadrazgos, los proveedores, pero uno, siendo un mortal, lejos de la toma de decisiones, solo nos contentamos con ser simples y meros espectadores.

Cuando un político quiere nuestro voto se convierte en el mejor amante, nos promete trabajo, seguridad, educación de calidad, etc. etc. pero una vez instalado en el poder se olvida de sus promesas y dice: ¿yo? ¿cuáno? ¿a none?…

El político es un sujeto perverso, un sujeto enfermo de poder, inconscientemente busca el falo que se le negó en su primera infancia, no sabe interactuar de otra manera más que peleando, discutiendo, presumiendo, siendo un fanfarrón. Así fue educado, a si fue criado, viviendo a costa de los impuestos de los que votaron por él. Ya una vez en su puesto hace del partido político una “empresa familiar”, mete a la nómina hasta al hijo del vecino de la comadre del primo de su tocayo, nomás porque le cayó bien.  Es común que se  ausente de su trabajo, le pagamos unos sueldos espléndidos, se toma unas vacaciones que ni nosotros, sus jefes, nos podemos tomar, van a restaurantes lujosos, obvio, eso nosotros lo pagamos.

El hombre-político es la máxima representación de lo humano, y cuando digo humano me refiero a la condición de “ser artificial” construido, inventado, mentiroso, embaucador, farsante, títere, servil,  y demás epítetos que Usted quiera añadir.

El político existe porque así lo hemos permitido, es un parásito, supo y sabe cuál es la mejor manera de vivir. “Vivir fuera del presupuesto es vivir en el error” se dice para sus adentros todas las noches antes de tomarse su lechita caliente y a dormir. “Sólo las potencias celestiales nos pueden proteger de las rapiñas que los malos políticos cometen y que parecen ser ya parte de nuestra vida nacional”. Escribió Armando Fuentes Aguirre.

Para llegar al poder el político hace uso de dinero, mucho dinero, y no contento con ello todavía tenemos que solventar dichos gastos, los de los políticos y los de los sujetos que dan “fe y legalidad” al proceso, dinero tirado a la basura, literalmente: lonas, panfletos, flayers, tanto de los partidos políticos como del Instituto que regula sus fechorías. Y al final de la jornada, todo se define con doscientos pesos, “vendo mi voto por doscientos pesos y un lonche”.

El pueblo tiene los gobernantes que se merece. Mientras sigamos permitiendo que continúen existiendo semejantes parásitos de esa calaña, vivamos la vida en la estulticia, sigamos embobándonos viendo la televisión, específicamente Televisa y TvAzteca, todo seguirá igual, o peor.

Escrito por: Carlos Arturo Moreno De la Rosa (Monclova, Coahuila. México)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s