Catarsis por la estúpida guerra contra el narco

Escrito por: Carlos Arturo Moreno De la Rosa

Últimamente me he sentido con mucho desánimo…  apesadumbrado… nostálgico. La situación en México cada día empeora  mas.

La realidad en México nos cala hasta los huesos, en Monterrey las ejecuciones está al orden del día. En Coahuila el profe nos cuidaba, pero ahora que ya no es Gobernador se ha desatado la “psicosis colectiva”, balacera por doquier, rumores en Monclova, rumores en San Buenaventura, persecuciones, soldados del Ejército contra sicarios, balaceras y más balaceras. El profe ya no nos cuida.

Escribe Julio Hernández: “México vive una constante violación de los derechos humanos a causa de una lucha contra el narcotráfico que de manera arbitraria y torpe instaló un político panista en busca de legitimidad política y control social mediante el terror, todo lo cual ha comenzado a denunciarse con fuerza en organismos internacionales como un adelanto de lo que podría llegar a constituir una demanda de juicio por crímenes de esa guerra”.

En lugar de estar escribiendo tanta pendejada sobre la “lucha” contra el narcotráfico, deberíamos estar leyendo poesía, filosofía o cuentos de teología, disfrutando la vida, escuchando el canto de los pájaros, jugando con nuestros hijos, amando a la mujer. Pero no, aquí estamos todos al pendiente, escuchando los rumores más recientes, sacando a nuestros hijos de las instituciones educativas, aunque bueno, ese es uno de los puntos rescatables, esto de los rumores de balaceras en nuestra ciudad está fomentando la integración familiar.

De los “daños colaterales” de la lucha contra el narcotráfico nadie está exento, hoy le tocó a Luis, mañana, Dios no lo quiera, puede ser un conocido, un familiar, o como dijera alguien –no recuerdo cuándo ni dónde- mañana puede ser un Alcalde o un Gobernador.

La crítica constante que se le hace a la lucha contra el narcotráfico es que no está cumpliendo con su meta que era “para que la droga no llegue a tus hijos”; últimas estadísticas indican que el consumo ha incrementado, sobre todo en adolescentes. La lucha no ha servido más que para incrementar el temor, la inseguridad, la paranoia, la “psicosis colectiva”, el repudio a las decisiones de la figura presidencial tan vituperada en estos momentos. ¿Y cómo quieren que hablemos bien de México? ¿En base a qué? ¿Engañar al turista para que venga y arriesgue su vida? Para que la droga no llegue a tus hijos… por eso te los estamos matando.

@CarlosLector 

Escrito por: Carlos Arturo Moreno De la Rosa (Monclova, Coahuila. México)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s