En la estampida

Escrito por: Acacia  Estrada

Para  Gofo

Ahora los rostros se convierten en mascaras de carne dibujando sonrisas y frunciéndose con el tiempo que no va al par de los zapatos en movimiento. También hay edificios camuflándonos en el paisaje cotidiano de humo de motores y ruido , hay lluvias de pájaros remojando cables de luz y letreros multicolores anunciando el precio de todas las cosas, la estampida crece , su ruido se confunde entre cierres de bolsas que se abren y se cierran, ruido de monedas cambiando de manos, ruido de pendientes de oficina encerrados en la memoria, ruido de canciones viejas como soundtrack silencioso abarcando escenas de una película en donde todos son personajes estelares.

Paisajes en movimiento, donde niños llenan de calidez manos adultas mientras devoran un helado con su mano libre, paisajes de perros olfateando piedras ,indigentes descalzos sobre una alfombra gris interminable , tiendas con las puertas abiertas y maniquíes elegantes esperando un día para dejar los aparadores sin una carta donde diga que no se culpe a nadie de su huida .

Nadie tiene la culpa.

De los cierres con ruido suspendido al abrirse bruscamente, de las monedas cayendo de bolsas de sacos rotos, de pájaros reventando su pecho al encender el foco de una casa, de intenciones revueltas entre miedo y afecto de aquellos que en silencio dicen “no me abandones nunca” y optan por caminar solos a todas horas y por siempre, nadie es culpable del temor que causan los bisontes cuando se les ve correr por los campos, arruinando el paisaje de flores silvestres, no se culpe al soldado que sostiene su arma con pánico y en mitad del regimiento espera que su madre le salve, no tiene la culpa el hombre que abandona , ni la mujer que huye porque no encontró la palabra que lo encierre todo, nadie tiene la culpa de la estampida feroz de rostros presurosos , de los arboles incendiados , de los hijos bastardos ,del fracaso de dios y juzgados fríos, de las hambrunas de misericordia, de amor limitado en mensajes de texto y largas filas en los bancos, de las huellas recolectadas en las vitrinas que exhiben vestidos de novia, del fraude cometido a la palabra “espérame” ,no es culpa de las balas el estar incrustadas en los muros de escuelas, ni del nido de circunstancias pasadas en el alma de aquellos que han perdido el manual de cómo no dejar que el amor los saque de su escondite, nadie tiene la culpa de que las estampidas atropellen mártires ,no hay culpa alguna sobre la torpeza de aquellas que lo arruinamos todo , tampoco hay alguien para culpar sobre la huida de maniquíes cansados de ver pasar las estampidas siempre desde el mismo lugar.

suavecomolapatria@hotmail.com

Anuncios

Un pensamiento en “En la estampida

  1. Todo en el universo es neutro, yo elijo como sentirme, nada es bueno y nada es malo, realmente yo decido ponerle sensación a lo que me sucede. simplemente elijo ser feliz buscando equidad en la sociedad. te envio un abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s